jueves, 13 de mayo de 2010

Amistad


Hay muchos tipos de amigos, diría incluso que son como los copos de nieve, que no hay dos iguales.

Hay amigos a los que les puedes contar un secreto, otros que siempre te ayudan, los que siempre te sermonean y otros que, simplemente con estar allí, ya hacen que te sientas mejor.

Diría que la amistad es como el amor, existe la amistad a primera vista: Todos hemos coincidido con un desconocido y a las dos horas parecer amigos de toda la vida, o de largo recorrido como ese compañero con el que nunca hablabas hasta que un día empiezas a tratar más y te das cuenta de que coincidis en mucho, por que la amistad es eso: Coincidir, en manera de ser y de pensar, aunque no hace falta pensar igual para ser amigos, hay esta la variedad si hay respeto.

Los amigos, a veces se distancían, por discrepancías o simplemente porque la vida te lleva por otro camino, incluso puede ser que un amor se entrometa entre los dos a lo Yoko Ono, es una pena porque la amistad es como una planta que si la olvidas y no la riegas se marchita, aunque si hubo algo siempre se puede recuperar lo que hubo.

Los amigos, como todos, son como la luna, que tienen una cara visible a todos y otra oculta que todos desconocemos, eso no es malo en si, ya que todos tenemos un rinconcito que no mostramos a nadie, el problema es cuando en ese rinconcito hay envidia, odio o vanidad, todo eso conduce al lado oscuro, y el lado oscuro a la falsedad, a la traición y a la mentira.

De todas formas, a la hora de contar un secreto recordar este proverbio chino:

“Tú tienes un amigo, tu amigo tiene un amigo, su amigo tiene otro amigo, por lo tanto, sé discreto”

Y es que, el que hoy es tu amigo, mañana puede ser amigo de tu peor enemigo, la vida es así de ironica, la vida da muchas vueltas.